lunes, 15 de septiembre de 2008

El vínculo de la lealtad

“La distancia más corta entre dos corazones es la lealtad” se lo acabo de oír a Gallardón citando a Ortega. “Pensamos que la distancia más corta es el amor, pero coincido con el filósofo en que el sentimiento más fuerte que une a dos personas es la lealtad”.

...Yo yo coincido con los dos.

Lo que rompe una pareja no es la infidelidad, es la deslealtad. Lo que diferencia un “contacto” de un amigo es la lealtad. Las únicas jerarquías que he respetado en mi trayectoria profesional son aquellas basadas en el respeto y la capacidad de ser leal a alguien. La familia sin lealtad es una anécdota biológica.

La lealtad implica riesgos (como el amor), y a veces te obliga a transitar por los caminos más difíciles, pero reconozco que hay pocos gestos que me emocionen más que los que emergen de la lealtad de un ser humano a otro.

8 comentarios:

Anónimo dijo...

Completamente de acuerdo con el maestro Ortega al respecto de esta frase

Yoriento dijo...

Intrincados temas... ¿Cómo diferenciar entre lealtad y obligación, ya que mencionas a la familia, y entre amor y compromiso, ya que se habla de la pareja?

Entiendo que cada concepto y su alcance se define en cada relación, en cada contexto concreto donde las personas implicadas negocian, ofrecen y piden, y donde algunas partes del contrato se explicitan y otras se asumen... Son estas últimas las que generan los problemas pero también donde más puede aparecer esa lealtad de la que hablas, no? :-)

Odilas dijo...

Ui Yoriento, me he metido en un jardín de esos por los que tú paseas tranquilo todos los días.

Me tengo qu ir, pensaré en lo que dices.

Dampyr dijo...

Complejo el tema que traes hoy…
A mi se me confunden los significados (al margen de diccionarios)de palabras como lealtad, confianza, amor… más que nada porque, a lo largo de los años las he visto utilizar de formas diversas (por no decir dispares)
Ser leal a alguien seria posible si ese alguien se mantuviera inalterable a lo largo del tiempo (los mismos valores, propósitos, intenciones, sentimientos, etc) lo cual me parece harto difícil en la realidad (en la pareja ni te cuento…). Me inclino por el respeto. Para mi respeto es dar por supuesto que las actuaciones del otro están siempre determinadas por multitud de causas que justifican la toma de decisiones en un momento determinado independientemente de que esas decisiones me convengan a mi personalmente.
Hay una peli (La vida de los otros dirigida por Florian Henckel-Donnersmarck) donde la relación entre los amantes rebosa de amor y respeto aunque, en algún momento, haya también deslealtad…

Anónimo dijo...

Lealtad es lo mismo que amistad? tiene algo que ver con el amor,compromiso,respeto,cercania,apoyo,confianza,ayuda,cariño,apego,aprecio?
Jamás hay que olvidar a los amigos,a los amigos de VERDAD.Pueden surgir nuevas amistades a lo largo del camino,pero cuando te olvidas de un amigo,o lo antepones,o lo dejas a un lado,o te das cuenta que ya nada te aporta...entonces,deja de ser un amigo.Asi,sin más.
Es triste,pero real.

Odilas dijo...

Intrincado y complejo debate sí.

No me atrevo a responder (ja, tiro la piedra y escondo la mano), pero lealtad, para mi, es la determinación (lo de la obligación no me gusta) de no traicionar a una persona, un ideal, un principio, una misión...

Yoriento, es quizás en esa frontera de lo no acordado, de lo no explicitado, dónde realmente tenemos la libertad de dar lo mejor de nosotros.

ha sido un día intenso, pero me habéis hecho pensar durante buenos ratos.

Dampyr, La vida de los otros es una cuenta pendiente que por razones que no vienen a cuento me resisto a ver. Lo haré pronto. Me gusta tu definción de respeto

gracias

Félix Serrano dijo...

Cuando me despedí de mi anterior jefe, me llamó a su despacho y me dijo que esperaba que con el nuevo jefe no tuviese la falta de lealtad que había tenido con él.

Tal y como yo lo veo, la interpretación que daba a ésta palabra es como la que dan los reyes: lealtad a la corona. O sea, quieras que no, tienes que tenerla. Ya me contarán ustedes si ese tipo de lealtad acerca los corazones.

Yo también oí a Gallardón hacer la cita a la lealtad, pero esas palabras quedan muy bonitas y sin embargo nadie sabe muy bien lo que significan.

Pasa como la encendida defensa que hizo de la investigación y desarrollo como clave para el futuro de éste país. Totalmente de acuerdo con él. Pero una cosa es lo que dice y otra es lo que hace: las inmensas inversiones que ha hecho no han sido para promover la I+D en Madrid, sino en cemento para enterrar la M-30. La mayoría de cuyos usuarios no son, por cierto, habitantes de Madrid, que son quienes al fin y al cabo la estamos pagando.

Ahora el objetivo es ser ciudad olímpica. Ambos son asuntos alejados (creo yo) de la I+D y la tecnología, o si me apuras, la tocarían de forma subsidiaria y tangencial.

Que conste que de todos modos Gallardón me parece uno de los pocos políticos que se salvan de la medianía actual.

Odilas dijo...

La lealtad, no se puede imponer ni comprar (como todo lo que vale la pena en la vida)..lo de tu exjefe es otra cosa.

Me sorprendió mucho la contundencia con la que GAllardón priorizaba ser ciudad olímpica a cualquier otro objetivo. A mi no me parece tan prioritario. HAblo desde la experiencia de Barcelona, la ciudad ha ganado muchas cosas pero hemos perdido otras, entre ellas...el alma.